7 de marzo de 2005

Shinta no yume

Tus dedos.
Una sensación placentera recorre mi cuerpo,y a la vez hace que me sienta en paz.
Mi piel.
¿De quien son esas manos femeninas que recorren mi dermis?
Lo sé pero no lo sé,no lo sé pero lo sé.
Masaje.
Pareciese que ella no fuese a abandonarme nunca,y aun asi seguia temiendolo.
¿Quien eres tu,que puedes hacer que mi corazón lata de esta manera?
Despertador.

Maldita realidad.

Creo que seguiré soñando.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada